Hombre

Había una vez un hombre/

Había una vez.

Un/

Hombre/

Que pensaba que la vida era, sobre todo, una cagada de paloma recién caída/

Había una vez un hombre que jamás creyó en el camino de rosas/

y creyó más en las espinas de los rosales/

Que una vez pisó tan profundo en la arena que casi se enterró vivo/

y le pidió a un niño que le ayudara con su pala/

Que jamás creyó en las segundas oportunidades/

y que aun así, murió por volver a tenerlas/

Había un hombre que no sabía desdoblar los mapas/

pero creó nuevos países al volver a doblarlos/

Había un hombre que una vez creyó que tal vez la vida no era lo que le habían contado/

y que se equivocó/

Había un  hombre que quiso que las enredaderas subieran por sus brazos/

y que los musgos y el jazmín invadieran su tumba/

Había un hombre/

Que quiso/

Ser.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en poesía, Uncategorized y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s